Artículos de última hora

Paleontólogos descubren el fósil squamata más antiguo del mundo


Los paleontólogos han desenterrado el fósil escamoso más antiguo del mundo, un espécimen de 240 millones de años de una especie llamada Megachirella wachtleri, de un sitio en las montañas Dolomitas, Italia.

Los escamosos (Squamata) son un orden de saurópsidos (reptiles) diápsidos que incluye los lagartos, camaleones, iguanas y formas afines, las serpientes y las culebrillas ciegas. Evolutivamente, es el orden más reciente de reptiles.

Megachirella wachtleri es el ancestro más antiguo de todos los squamates modernos (lagartos, serpientes y amphisbaenians).

El espécimen, un esqueleto parcial bien conservado, es al menos 75 millones de años más antiguo que los fósiles de escamoso más antiguos conocidos anteriormente, llenando parcialmente la brecha fósil en el origen de los lagartos.

El fósil se encontró originalmente a principios de la década de los 2000, en Dolomitas.

Los paleontólogos pensaban que estaba relacionado con, pero no antepasado de, lagartos modernos y serpientes.

Análisis posteriores del investigador de la Universidad de Alberta, Tiago Simões y sus colegas determinaron que el espécimen en realidad era el pariente más antiguo que se haya encontrado de todas las lagartijas y serpientes vivas.

"Este descubrimiento proporciona información valiosa para comprender la evolución de los squamatas, tanto vivos como extintos", dijo Simões.



Para comprender mejor tanto la anatomía de Megachirella wachtleri, como la evolución más temprana de los squamates, el equipo reunió el conjunto de datos de reptiles más grande jamás creado, utilizando fósiles y especímenes vivos de más de 130 lagartos y serpientes de todo el mundo.

En lugar de basarse en la literatura existente, los datos incluyeron tomografías computarizadas, fotografías y análisis moleculares recopilados por los autores del estudio.

Combinaron los nuevos datos con tomografías computarizadas, revelando que Megachirella wachtleri era en realidad el squamate más antiguo de todos los conocidos hasta la fecha.

"Los fósiles son la única ventana precisa al pasado antiguo", dijo el coautor Michael Caldwell, también de la Universidad de Alberta.

"Nuestra nueva comprensión de Megachirella wachtleri nos dice cosas sobre la evolución de los lagartos, que simplemente no podemos aprender de ninguna de las especies de lagartos y serpientes vivos en la actualidad".

Crédito de la imagen: Davide Bonadonna.

Referencia de la revista: Tiago R. Simões et al. 2018. El origen de los squamates revelados por un lagarto del Triásico Medio de los Alpes italianos. Nature 557: 706 - 709; doi: 10.1038 / s41586-018-0093-3

No hay comentarios.