Artículos de última hora

Anatomía de una Serpiente Cósmica



Cuando observamos los cuerpos estelares más distantes en el tiempo y el espacio, encontramos diversas inconsistencias, como por ejemplo estrellas de hasta 3 mil años luz, mil veces más grandes que los objetos estelares observados en nuestro universo más cercano.

¿Cómo podemos explicar estas inconsistencias? Muchos astrofísicos se empezaron a preguntar si el universo más antiguo en realidad estuvo gobernado por diferentes leyes físicas. La respuesta a todas nuestras preguntas llegaron gracias a una poderosa herramienta, cortesía del universo; los lentes gravitacionales.

En astrofísica una lente gravitatoria, también denominada lente gravitacional, se forma cuando la luz procedente de objetos distantes y brillantes como quasares se curva alrededor de un objeto masivo (como una galaxia) situado entre el objeto emisor y el receptor.

Las lentes gravitacionales fueron predichas por la teoría de la relatividad general de Einstein. En el año 1919 se pudo probar la exactitud de la predicción. Durante un eclipse solar el astrónomo Arthur Eddington observó cómo se curvaba la trayectoria de la luz proveniente de estrellas distantes al pasar cerca del Sol, produciéndose un desplazamiento aparente de sus posiciones. Los fenómenos de lentes gravitatorias pueden utilizarse para detectar la presencia de objetos masivos invisibles, tales como agujeros negros, la materia oscura e incluso planetas extrasolares.

No hay comentarios.