Artículos de última hora

El desarrollo de la Conciencia Universal


Al desarrollar tu conciencia, al disciplinar tu personalidad, te acercarás al amor y la empatía por el resto de las criaturas del Universo. Si no eres capaz en este momento de enamorarte de la creación, entonces la puerta de entrada al infinito inteligente aun no es tuya, al menos no en este momento, ya que no eres lo suficientemente profundo a nivel de conciencia como para saber del amor y nuestra relación con el Todo. Sólo el amor puede ver la vida.

Lamento no tener técnicas rápidas para ofrecerte, excepto una; busca y vuelve a buscar, tanto en el exterior como en tu interior, con paciencia y persistencia, como si el tesoro más precioso del mundo se te hubiera perdido. Como todos los grandes tesoros de este mundo, cosechar frutos como resultado de nuestra búsqueda consume tiempo. En ocasiones podría tomar años. Paciencia y persistencia es la clave maestra en todo esto.

Encuentra maneras de reír y bendecir tus lágrimas. Intenta ver el amor en todos y en todo, y perdona cuando los demás no lo hagan. En cada experiencia de la vida, encuentra una lección para aprender. Si ganaste, se humilde en tu victoria; si perdiste, se fuerte en tu derrota. Los pensamiento de odio, ira, envidia, resentimiento, y todo lo que está asociado con esa clase de energías tan bajas, son solo una ilusión; una creación de la mente que aún no ha sido controlada. Mientras sigas creyendo que esas cosas son naturales y forman parte de tu personalidad, seguirás dando vueltas en círculos sin hacer ninguna forma de progreso en tu vida espiritual.

No permitas que la culpa y la infelicidad te separen de la búsqueda del amor. No estás obligado a seguir siendo la misma persona que alguna vez fuistes. En el Universo nada, absolutamente nada es definitivo. La realidad es evolutiva. Nada muere, todo es reciclable. La materia puede cambiar de un estado a otro. La conciencia también puede pasar de un estado a otro. Permítete evolución a otro estado de conciencia superior.

¿Ahora estás empezando a entender que eres el infinito cobrando conciencia de su existencia? literalmente hemos estado aquí durante centenares de millones de años, pasando de un estado a otro, formando parte de una inmensa conciencia en evolución. En otras palabras, nada recorre el proceso evolutivo por sí misma. Tu eres parte de la evolución y la evolución es parte de ti. Para entender esta reflexión, quizás necesites una cosmovisión de proporciones universales.

La mayor parte de mi tiempo lo pasó disfrutando del silencio. Eh alcanzado el nivel en donde disfruto de esas cosas. Disfruto ver un pájaro volar y cantar. Disfruto ver los árboles moverse con la briza. Disfruto del viento acariciando mi rostro y cabello. Estas cosas me ayudan a ver los pensamientos, no como mi creación, sino como visitantes externos en el templo de mi mente. Ahora entiendo que ellos no son parte de mi, simplemente fluyen a través de mi. Son como granos de arena en un vaso de agua. Si los agito demasiado, quizás puedan nublar mi mente. Depende de mi estado de conciencia saver cuales mantengo y cuales tengo que dejar ir. Yo soy la conciencia, en control de mi mente y de los pensamientos.

Si crees, entonces lo estás creando
A la gente de este mundo se le está recordando constantemente que no vale nada. De este modo, desarrollan pensamiento de comparación con lo mas ridiculo que pueden encontrar. Así se sienten y así lo manifiestan. A veces eres terrible contigo mismo y te comparas implacablemente con otras personas. Casi a diario, buscas meticulosamente pruebas de que eres un don nadie, que no mereces ser amado o que no estas a la altura de tu potencial.

Sentimos que hay algo malo en nosotros si, por ejemplo, todavía estamos solteros a cierta edad, no obtenemos una cierta cantidad de ingresos, no tenemos un círculo social grande o quizás no actuamos de cierta manera en presencia de los demás.

En ocasiones te puedes quedar encerrado en tu cabeza, permitiendo que esa voz interna destruya completamente tu autoestima hasta el punto que te odias demasiado para hacer algo significativo al respecto. Por eso enseño el amor, la compasión y el perdón a uno mismo, porque sé cuántos de ustedes se sienten indignos de ser quienes son y de dejarse llevar por su corazón. El pasado, pasado está; no necesitas castigarte más.

Tú eliges en todo momento conocer el rostro de El Creador a través de un amor lleno de compasión y servicio desinteresado a los demás, un amor radiante para ellos, por lo que debes amar y disfrutar de este maravilloso paraiso.

No compites con nadie. De ahora en adelante, durante el resto de tu vida, quiero que te acuestes con un sueño y te despiertes con un propósito. No es lo que haces, sino la calidad del amor con la que lo haces. Tienes que enamorarte de El Creador, de su creación y de ti mismo, pues tú también eres parte de su creación. Solo asi podras desarollar y entrar en el estado de Conciencia Universal.

No hay comentarios.