Artículos de última hora

Los niveles elevados de oxígeno aumentaron la expansión de los dinosaurios


Un equipo de investigadores del Instituto Politécnico Rensselaer y la Universidad de Texas en Austin ha utilizado una nueva técnica para analizar pequeñas cantidades de gas atrapado dentro de rocas de 215 millones de años, extraídas de la meseta de Colorado y la cuenca de Newark. Sus resultados muestran que los niveles de oxígeno en estas rocas aumentaron casi un tercio en solo un par de millones de años, posiblemente preparando el escenario para una expansión de dinosaurios en los trópicos de América del Norte y otros lugares.

"Examinamos rocas de la meseta de Colorado y la cuenca de Newark que se formaron al mismo tiempo, a unas 621 millas (1,000 km) de distancia en el supercontinente de Pangea", dijo el profesor Morgan Schaller, del Instituto Politécnico Rensselaer, autor principal del estudio.

“Nuestros resultados muestran que durante un período de alrededor de 3 millones de años, los niveles de oxígeno en la atmósfera aumentaron entre el 15% a alrededor del 19%. A modo de comparación, hay un 21% de oxígeno en la atmósfera actual".

"Realmente no sabemos qué pudo haber causado este aumento, pero también vemos una caída en los niveles de dióxido de carbono en ese momento".

"Esperamos que este cambio en la concentración de oxígeno hubiera sido un cambio global, y de hecho encontramos el cambio en las muestras que estaban a 621 millas de distancia", dijo el profesor.

"Lo que es notable, es que justo en el pico más alto de oxígeno vemos los primeros dinosaurios que aparecen en los trópicos de América del Norte, Chindesaurus".

“Los saurópodos siguieron poco después. Nuevamente, aún no podemos decir si esto fue un desarrollo global, y los dinosaurios no alcanzan el dominio ecológico en los trópicos hasta después de la Extinción Masiva del Triásico".

"Lo que podemos decir es que, esto muestra que el entorno cambiante hace 215 millones de años era adecuado para su diversificación evolutiva, pero, por supuesto, los niveles de oxígeno pueden no haber sido el único factor".

Chindesaurus era un dinosaurio carnívoro vertical, de alrededor de 6.6 pies (2 m) de largo y casi 3.3 pies (1 m) de alto. Encontrado ampliamente en América del Norte, con orígenes en los trópicos de América del Norte, fue un dinosaurio característico del Triásico Tardío del suroeste de Estados Unidos.

"Los primeros dinosaurios eran bastante pequeños, pero los niveles más altos de oxígeno en la atmósfera a menudo se asocian con una tendencia a un tamaño más grande", dijo el profesor Mike Benton, de la Universidad de Bristol, que no participó en esta investigación.

"Este nuevo resultado es interesante ya que el momento del aumento de oxígeno y la apariencia de los dinosaurios coinciden, aunque los dinosaurios se habían vuelto abundantes en Sur América bastante antes, hace unos 232 millones de años".

El profesor Schaller y sus colegas presentaron sus hallazgos en la Conferencia Goldschmidt 2019 en Barcelona, España.

Referencia de la investigación:
M. Schaller et al. Nuevas restricciones sobre las antiguas concentraciones de oxígeno atmosférico y el ascenso del Triásico Tardío de los primeros dinosaurios de América del Norte. Goldschmidt Abstracts 2019

No hay comentarios.