Datos y curiosidades de Titán, el imponente satélite natural de Saturno


Titán es la luna más grande de Saturno y el segundo satélite natural más grande del Sistema Solar. Es la única luna que se sabe que tiene una atmósfera densa, y el único cuerpo conocido en el espacio, aparte de la Tierra, donde se ha encontrado evidencia clara de cuerpos estables de líquido superficial.

Titán es la sexta luna gravitacionalmente redondeada de Saturno. Frecuentemente descrito como una luna similar a un planeta, Titán es un 50% más grande (en diámetro) que la luna de la Tierra y un 80% más masivo.

Descubierto en 1655 por el astrónomo holandés Christiaan Huygens, Titán fue la primera luna conocida de Saturno y el sexto satélite planetario conocido (después de la luna de la Tierra y las cuatro lunas galileanas de Júpiter). Titán orbita a Saturno a 20 radios de Saturno. Desde la superficie de Titán, Saturno subtiende un arco de 5.09 grados y parecería 11.4 veces más grande en el cielo que la Luna desde la Tierra.

Nombre
El nombre de "Titán" y los otros siete satélites de Saturno conocidos por John Herschel (hijo de William Herschel) proviene de la publicación en el año 1847 de sus observaciones sobre Saturno, donde sugería los nombres de los titanes, hermanos y hermanas de Crono (el nombre griego para el dios romano del tiempo Saturno), como un método más efectivo para nombrar a los satélites de Saturno que hasta entonces se designaban por numerales romanos siguiendo el orden de proximidad al planeta.

Podrías volar en el cielo de Titán
La atmósfera gruesa de Titán, la baja gravedad (menos que nuestra Luna) y la razonable presión de superficie (50% de la Tierra) significan que, al agitar un par de alas atadas a tus brazos, puedes volar en los cielos de Titán con el mismo esfuerzo que haces al caminar en la Tierra.

Titán es el único cuerpo astrónomo con líquidos
Aparte de la Tierra, Titán es el único cuerpo astronómico que conocemos que tiene líquidos en su superficie. Estos están en forma de lagos y ríos compuestos de hidrocarburos líquidos, incluido Ontario Lacus; un lago de 240 kilómetros (150 millas) de extensión en el hemisferio sur de Titán.

Titán tiene un sistema climático como la Tierra
Los líquidos en Titán experimentan un ciclo similar al agua en la Tierra. El metano líquido se evapora de la superficie, formando nubes extremadamente gruesas en los cielos, antes de que finalmente llueva y reponga los líquidos de lagos y ríos en el suelo.

Hemos aterrizado en Titán
Cassini, la nave espacial en órbita de Saturno, llevó consigo la sonda Huygens, que aterrizó en Titán (nuestro único aterrizaje en el Sistema Solar exterior) el 14 de enero de 2005. Se están discutiendo propuestas para otro aterrizaje, esta vez posiblemente usando un bote de exploración.

Titán ss más grande que Mercurio
Es la segunda luna más grande del Sistema Solar después de la luna de Júpiter, Ganímedes, y es más grande que el planeta Mercurio, pero solo un 40% más masiva. Después de todos estos cuerpos, es el objeto más grande del sistema solar. Tiene más de 8,000 kilómetros (5,000 millas) de ancho y es significativamente más masivo que todas las otras 61 lunas conocidas de Saturno combinadas.

Exploración espacial
El sistema de satélites de Saturno no fue explorado hasta las misiones espaciales Pioneer 11 en 1979 y las Voyager 1 y Voyager 2 en 1980 y 1981, todas ellas lanzadas por la NASA, las cuales realizaron sobrevuelos del sistema de Saturno.

Las principales observaciones de Titán fueron realizadas por grandes telescopios terrestres equipados con óptica adaptativa, como el telescopio Keck, o por el telescopio espacial Hubble.

El 14 de enero de 2005 la sonda Huygens descendió de manera satisfactoria sobre la superficie de Titán en una región conocida como Adiri, obteniendo imágenes durante su descenso y en la superficie. La panorámica durante el descenso muestra suaves colinas con canales de drenaje. Los canales parecen conducir a una región cercana, ancha, plana y oscura. Parece incluso verse una zona de costa e incluso islas, y lo que parece ser un mar de metano, todo en un ambiente brumoso.

Los científicos de la ESA estiman que la sonda podría haber descendido sobre la región oscura. La imagen tomada tras el aterrizaje muestra una superficie plana cubierta por piedras en forma de guijarros redondeados. Los guijarros podrían estar formados en su mayoría de hielo de agua. No hay que olvidar que, en Titán, no existe agua líquida en su superficie, aunque sí existe agua congelada; dicho hielo está presente en forma de rocas.

Una semana después del aterrizaje, Martín Tomasko, de la Universidad de Arizona y responsable de las cámaras de la Huygens, declaró: «Ahora disponemos de la clave para saber lo que moldea el paisaje de Titán. Las pruebas geológicas de precipitaciones, erosión, abrasión mecánica y actividad fluvial que han dado forma a Titán son muy parecidas a las que han moldeado la Tierra».

Para Jean-Pierre Lebreton: «La superficie de Titán sería parecida a un desierto en Arizona», donde el suelo sería de hielo sucio; las rocas que se aprecian en la fotografía serían hielos.

Las fotos muestran una compleja red de estrechos canales de drenaje que descienden desde las brillantes montañas hasta regiones más bajas llanas y oscuras. Hay lagos, costas e islas asombrosamente parecidos a los de la Tierra; e incluso llueve, no cuando aterrizó la nave, pero probablemente hacía poco que lo había hecho. Sin embargo la analogía acaba aquí. Titán es un mundo gobernado por sus bajas temperaturas de –179 °C con una atmósfera de nitrógeno y metano. Allí el metano cumple el papel del agua en la Tierra, formando nubes en su atmósfera; cuando se condensa sobre los aerosoles forma una lluvia de metano con partículas que llena los torrentes con un material negro que fluye. Pero ahora los cañones y los lagos están secos porque el metano, al igual que el agua en la Tierra, se infiltra bajo el suelo de Titán, dejando en la superficie restos de materia orgánica.

Sabemos que llueve metano porque la sonda iba provista de un sensor en forma de bastón, que fue lo primero que tocó tierra y que luego penetró en ella. Según John Zarnecki, de la Open University, en un primer instante encontró fuerte resistencia, de lo que se deduce que sobre la superficie hay una costra con la consistencia de la arcilla. Los sensores detectaron transferencia de calor y evaporación de metano. Una parte importante de los datos se perdió debido a un fallo de comunicación a través de uno de los dos canales de comunicaciones de los que disponía la sonda.

En marzo de 2007, la ESA, la NASA, y el COSPAR (international Commitee for Space Research) decidieron de común acuerdo nombrar el lugar de aterrizaje de la sonda Huygens como Hubert Curien Memorial Station, en memoria de Hubert Curien, primer presidente de la Agencia Espacial Europea.

Publicar un comentario

0 Comentarios